Año: 2013

Una agenda masculina de estilo vintage

Me encanta sorprender a mi pareja, L. Cuando tenemos un aniversario o día que celebrar, siempre intento hacer algo diferente (porque jamás debemos caer en la monotonía) y maravilloso (evidentemente). Le he organizado de todo; des de comidas o cenas temáticas a picnics urbanos, sesiones de cine en casa, regalos inesperados… y hasta un lipdub (en el que solo aparecía yo). ¡Todo con una gran cantidad de cosas handmade! Ya sabéis que adoro los DIY’s, así que, como no podía ser de otra manera, trato de realizar-lo todo yo. A veces también le he preparado algún que otro detallito sin ningún motivo, simplemente porque le quiero y me apetece demostrárselo. Cosas  como mensajitos, tarjetas, banderines, dulces… Pero nunca, nunca, nunca le he dado un regalo (material) hecho con mis manos. Por eso, después de un año bastante movidito, quería que Papa Noel le trajera un presente que fuera muy especial. ¿Y qué hay más único que algo creado personalmente para ti?

En la intimidad

Cuando crees que ya lo has visto, te encuentras con maravillas como esta. Una pre-boda que me ha enamorado por su intimismo. Es entrañable y muy personal. IDEAL. Los novios, Julie y Nate, se muestran de lo más naturales y eso me encanta. De cada vez más me gustan las fotografías sencillas y sin artificios y este es el ejemplo perfecto.  ¡Menos es más! El fotógrafo, Phil Chester, se mete en el hogar de la pareja pasando totalmente desapercibido e inmortalizando cada momento, cada detalle, cada muestra de cariño… La calidad de las imágenes es sublime.

Un cuaderno de anillas muy romántico y chic

¡Cómo me gusta estrenar categoría nueva en el blog! Y mucho más si es para enseñaros las cosillas que hago con mi nueva diversión: el scrapbooking! El primer trabajo de scrap que os quiero enseñar es un cuaderno de anillas. Este estaba pensado para que mi pareja y yo escribiéramos anécdotas del día a día y guardáramos entradas y tickets para posteriormente hacer un álbum definitivo con las fotos. Por eso lo diseñé totalmente a nuestro gusto, eligiendo el rosa (mi color favorito) y el verde (el color favorito de L) como colores predominantes; y añadiendo elementos que nos encantan como una tarjeta con una Torre Eiffel (adoramos París) o un papel lleno de silhouettes (para darle el toque clásico que tanto nos agrada).